Ir al contenido principal

MÁS DINERO Y MENOS ÁNIMOS.

Solbes me guiña un ojo desde el escaparate de la tienda y me anima a zambullirme en las aguas revueltas de las rebajas. Pizarro, desde su broncíneo caballo, me advierte de que la conquista crediticia hasta ahora y hasta aquí ha llegado. Yo les miro y aprieto la Visa-electrón contra mi pecho sumido en un mar de dudas.
Zapatero, alegre como un gnomo con amanita faloide nueva, me dice que soy un triste. Que ya es hora de cambiar de zapatos y no me deje seducir, como una rata, por la flauta hameliana de Rajoy. Mariano pasa por el bosque de los titulares advirtiendo de que sin él la Santa Compaña de no llegar a final de mes me meterá por el ojo del apremio, el embargo y la letra protestada. Letra que sin sangre entra y ya han pasado 4 domingos y la hipoteca; la cabrona; no dejar pasar una.
La peña de la tele, esos que cambian a diario de corbata y pendientes, me cuentan que la inflación por aquí, el PIB por allá, la tasa de la EPA por delante, el IBEX por detrás. Maldita yenka para marear la perdiz y ocultar que a la “caña” le han dado una subida de cojones. Que el pollo está hasta los alones de que le echen la culpa de tener que subir las pensiones. Que el conejo se ha puesto estupendo y que el cordero y la ternera son intocables. Y cada vez que vamos a la compra se nos pone cara de gilipollas. La misma que se me queda cuando mi jefe dice que este mes me ha dado un aumento negativo del sueldo. Somos un país de pardillos que paga 1´15 el café que vale 0´80.
.
.
.
publicado en el semanario jaén 21 el 29 de febrero.

Comentarios

Yokora ha dicho que…
This comment has been removed because it linked to malicious content. Learn more.
belen ramiro ha dicho que…
Si queréis os cuento las penas mías.
A mí me van a explicar el PIzarro y el Solbes nada de economía. ¡¡¡a mí!!!
Que he tardado en recuperar 50 euros de Hacienda 8 meses porque entregué una renta que corregía la primera a mi favor.
A mí!!! que llamo al Ayuntamiento de Jaén para consultar sobre mis derechos como integrante de una mesa electoral y la operadora me corta y me deja con la palabra en la boca. Claaaaaaaaro. Lo que pasa es que la operadora desconoce que todos los que llamamos no somos analfabetos o pobres diablos indefensos. Me defendí y le recordé que le pago para que me atienda y escuche.
Y a mí!!! que esa misma tarde llego a casa y me dice el de las cortinas que los dos cojines que en principio, me regalaba con el montante total de 1600 euros gastados en varias habitaciones, ahora los he cambiado de modelo y son 60 euros. Claro que sí!! Me das la tela y ya me hará los cojines mi prima del pueblo. Pero bueno, es que aquí te tienes que huntar vaselina desde primera hora de la mañana porque te dan (o intentan dar) por todos lados.
Buenas noches, y buena suerte
Antonio Agudo ha dicho que…
Que razón tienes Belén, tanta que te sobra. Es lo que nos pasa a algunos que nos sobra razón y no nos llega el dinero.

Por cierto ¿tu prima a cómo cobra los cojines?.

Saludos

Entradas populares de este blog

LA PROVINCIA MENGUANTE

A la provincia le está pasando como a Scott Carey el protagonista de la novela de Richard Matheson. Jaén se está encogiendo, menguando y empequeñeciendo mientras se engaña a sí misma diciendo que es la realidad lo que crece a su alrededor. La neblina misteriosa que se depositó en sus predios en los años en los que todo era oropel, brillo y dispendió acabó por afectarla de tan maravillosa manera que hasta los años le van quedando largos. Le sobran sus días y muchas de sus noches. Me lo dijo un poeta, que sin saber que lo es, acertó a pasar por este poyete: amigo aquí se acabó el año en el mes de julio, lo demás ha sido lana dada de sí en este chaleco al que se le va yendo la gente como se le fueron, hace tanto, las mangas. Y de la misma manera acabó yéndose por el desagüe del calendario, con un inaudible gorgoteo, este 2016 en el que se repitió el agujero de liderazgos y la orfandad de proyectos ilusionantes. Los titulares y los presupuestos generales de las administraciones…

METER LA PATA HASTA EL CORVEJÓN

Lo de meter la pata hasta el corvejón es algo innato en el ser humano desde la mas remota antigüedad. De hecho si los animales tuvieran esa capacidad, que no la tiene todavía, dirían hemos metido la pierna.Quizás la primera gran metedura de pata de la historia fue la del “hombre antecesor” mientras caminaba por la sierra de Atapuerca, con tan mala fortuna que a meter la pata en la sima de los huesoso y o volvió a salir de allí hasta un millón de años después.Metió la pata también, Viriato, al elegir a sus colegas de farra guerrillera o al pagarles un sueldo tan esmirriado que en cuanto vieron brillar el oro romano tomaron las de VilladiegoY es que todos metemos la pata pero lo peor es que quede escrita en la historia por los siglos de los siglos y lo que era algo articular pasa al dominio público para que se publiquen libros y se hagan chascarrillos.Otro gallo le hubiera cantado a Dupont, mucho menos el de la cárcel de aquel castillo, si no hubiera metido la pata en Bailén, donde Cast…

LEJANÍAS

El 10 de agosto de 1881 llegaba a la ciudad de Jaén el primer tren. Han pasado 135 años y las cosas parece, que ferroviariamente, no han ido a mejor. El viejo caballo de hierro no encuentra pastos en los que sobrevivir entre los bosques olivareros. Se muere y oxida entre la espesura montuna de tantas promesas olvidadas. En la jota de Jaén ya no cabe la ce de cercanías. Apenas la eme de la memoria da para engrasar los últimos raíles, que mohosos y rojos de orín, se hunden en la ciénaga de las mentiras que empantanan el paisaje. El que fuera vecino de estas páginas, el inolvidable Vicente Oya, ya describía allá por 2007 en este diario la difícil relación del tren con Jaén. Una rima que chirría desde hace décadas. «La llegada del tren a Jaén sirvió para consagrar la voluntad de la ciudad por ganar la llanura hacia el norte. Pero el tren no supuso para Jaén un hecho trascendente para su progreso. Otra cosa hubiera sido, por supuesto, que los grandes trenes pasaran por Jaén y no por Espelu…