Ir al contenido principal

SEÑALES



¡Arrepentíos insensatos! ¡caed de hinojos! ¡mesad vuestros cabellos, rasgaos las túnicas o los polos Lacoste! Hay señales que indican que la partida ha llegado a su quinta y última bola. Ya no quedan partidas extra ni especiales por encender. Jienenses, estamos entrando en los búmperes del game over y ya no nos valen trucos de raposos. No nos servirán astutas maniobras o tilts para demorar lo inevitable. Esto se acaba, se termina así que cubrid vuestras cabezas de ceniza y ateneos a las consecuencias. El cartel de caput, de finito y del end está por asomar a la vuelta de la esquina. Ya se ven señales de que esto se acaba. Lo leí por estas páginas y me quedé atónito y ojiplático sentado en mi poyete el otro día: «nace un lechón con dos caras en Vilches», «extrañas luces iluminan el cielo nocturno de agosto por San Lorenzo», «las obras del museo ibérico ya están al 75%» «el desempleo en Jaén baja en varios centenares de personas este verano». Prodigios y maravillas que deben ponernos los pelos como escarpias, los pelos de gallina que dicen en las esquinas de los botellones cada vez que el cacique o la sherington strawberry les da un latigazo.
Yo ya estoy poniendo en orden mis cosas, las terrenales y las espirituales. No me extrañaría que de aquí a poco Jabalcuz pueda despertar quitándose ese disfraz de monte afable y torero. Que convierta a Jaén en área metropolitana, en un Herculano moderno conectado con Pompeya por los raíles del tranvía. Canosas las sienes tengo tras de oír al consejero de Fomento decir que si hace falta, «la Junta pone los denarios» para que anden intramuros, de una vez por todas, los vagones tranviarios. Sumad a todo ello la ausencia de las  moscas que se han olvidado de chupar y depositar sus larvas en las carnes de las barbacoas estivales y en las cabezas de las gambas de los banquetes nupciales.
   Niño te has dao cuenta que ni caga la moscarda de la caló que ha hecho
   Papa esto va a ser de la poca sostenibilidad de la vida moderna. Hay que ser más equilibraos y dejar menos huella de carbono
   Es que ni aludas salen este año niño
   Papa estamos llegando a un punto de no retorno. Tenemos que ser más bio y mas eco
   Ya, ya se nota la logse. Anda arranca el pasquali que terminemos de echar el yerbicida
Si amigos lectores, es ya un clamor, algo han debido tocar en los relés de la realidad jienense cuando se producen frecuentes prodigios en forma de calabazas gigantes, la recolección de pepinos de ocho kilos y de tomates capaces de seguir engordando después de haber sido arrancados de la mata. Fantásticos sucedidos que hablan de centros de salud inaugurados. Ruinas llenas de maleza que se convierten en autovías. Seguid mi consejo y poneos a buen recaudo si los animales sigue pariendo aberraciones y los administradores cumpliendo promesas. Yo estoy aterrado acabo de descubrir en el spam un correo interesante y si esto no es una señal…

Comentarios

Entradas populares de este blog

MOTÍN EN LINARES

El oficialismo sigue a lo suyo que no es otra cosa que apuntalar y sostener a la realidad oficialista. En esta provincia nunca pasa nada malo. Esa es la versión oficial de los hechos que se sostienen en unos cimientos fabricados de silencios y falsas ignorancias. Hacer cómo que no se ve lo que es, hace cómo que no exista lo que sigue siéndolo. Avestruces que meten sus cabezas en los cajones de los despachos oficiales mientras que sus cuidadores suben el volumen de los himnos para evitar que el rumor de las calles se cuele por las ventanas de oficinas, sedes y palacios. Que nada perturbe la paz. Las frases con membrete insisten en que «somos una gente tranquila que vive y muere en paz. Sin dar un ruido, sin molestar y que acepta por principio lo que establece el poder oficial. Gente de orden y concierto muy alejados de algaradas y disturbios». La realidad oficial con su silencio dice que lo del otro día en Linares no ha pasado. No ha sido. Si acaso fue un exabrupto sin mayores consecue…

LA PROVINCIA MENGUANTE

A la provincia le está pasando como a Scott Carey el protagonista de la novela de Richard Matheson. Jaén se está encogiendo, menguando y empequeñeciendo mientras se engaña a sí misma diciendo que es la realidad lo que crece a su alrededor. La neblina misteriosa que se depositó en sus predios en los años en los que todo era oropel, brillo y dispendió acabó por afectarla de tan maravillosa manera que hasta los años le van quedando largos. Le sobran sus días y muchas de sus noches. Me lo dijo un poeta, que sin saber que lo es, acertó a pasar por este poyete: amigo aquí se acabó el año en el mes de julio, lo demás ha sido lana dada de sí en este chaleco al que se le va yendo la gente como se le fueron, hace tanto, las mangas. Y de la misma manera acabó yéndose por el desagüe del calendario, con un inaudible gorgoteo, este 2016 en el que se repitió el agujero de liderazgos y la orfandad de proyectos ilusionantes. Los titulares y los presupuestos generales de las administraciones…

METER LA PATA HASTA EL CORVEJÓN

Lo de meter la pata hasta el corvejón es algo innato en el ser humano desde la mas remota antigüedad. De hecho si los animales tuvieran esa capacidad, que no la tiene todavía, dirían hemos metido la pierna.Quizás la primera gran metedura de pata de la historia fue la del “hombre antecesor” mientras caminaba por la sierra de Atapuerca, con tan mala fortuna que a meter la pata en la sima de los huesoso y o volvió a salir de allí hasta un millón de años después.Metió la pata también, Viriato, al elegir a sus colegas de farra guerrillera o al pagarles un sueldo tan esmirriado que en cuanto vieron brillar el oro romano tomaron las de VilladiegoY es que todos metemos la pata pero lo peor es que quede escrita en la historia por los siglos de los siglos y lo que era algo articular pasa al dominio público para que se publiquen libros y se hagan chascarrillos.Otro gallo le hubiera cantado a Dupont, mucho menos el de la cárcel de aquel castillo, si no hubiera metido la pata en Bailén, donde Cast…