Ir al contenido principal

Nunca pasa nada. ¡Cómo mola vivir en Jaén!


Hace unos días la vía ferréa se cortó durante unas cuántas horas entre las estaciones de Larva y Huesa a causa de una avería. Los Talgo entre Madrid y Almería quedaron detenidos. Aquello apenas dió para un breve titular en las noticias. A mi me recordó que en septiembre de 2007 sentado en mi poyete atiné a escribir un texto titulado «¡Cómo mola vivir en Jaén». Nueve años más tarde, con más musgo en la piedra, más arrugas en el rostro y más decepcionado que ayer, pero menos que mañana, sigue vigente:

«Esto es un autentico paraíso en el que la vida transcurre apacible, sin sobresaltos y sin que se monten unos tremendos pollos cada vez que el tren de cercanías no llegue por culpa de una catenaria averiada.1º en Jaén no hay cercanías y por lo tanto estamos libres de esos soberanos sustos y 2º, aquí la peña no es tan toca pelotas como lo son catalanes y madrileños, que por que se colapsen los servicios ferroviarios o se inunden tres tramos de la M-50 empiezan a dar el coñazo con que en esas circunstancias no se puede vivir, que se quedan sin puente esa semana, que si las vacaciones se les estropean...
Fíjense, sin ir más lejos, aquí en Jaén somos tan longevos por que no nos hacemos mala sangre con lo del tren y con lo de las autopistas de peaje. Aquí se cortó la vía del tren en Las Madrigueras y a la peña la montan en un autobús hasta pasar Linares-Baeza y van tan contentos sin que les griten a los micros de los telediarios que lo que ocurre es tercermundista: primero en autobús, luego andando, luego en el coche de San Fernando hasta que llegas a tu vagón… disfrutando del paisaje que tenemos en la provincia y sin joder a nadie con la cantinela de que llegas tarde a la boda de tu prima o a recoger la llave del apartamento.
Ya ven, aquí una tormenta se lleva la vía, el talud, las traviesas y no nos enteramos de que hasta sabe dios cuando por ahí no pasan los trenes y Santas Pascuas. Con tranquilidad, con dos güevos.
A quién le molesta el ruido del aviones al despegar en esta provincia…pues a nadie… que para eso hemos sido mas listos y les hemos colocado las pistas a los granadinos para que ellos apechuguen con las molestias y nosotros a la breva, a lo bueno, a recibir turistas a mogollón que están las estadísticas que se me salen de las celdillas del Excel.
Y si nos hemos librado de la contaminación acústica de los A-380 y los Jumbo que me dicen de nuestra astucia y sagacidad que nos ha escaqueado de aflojar peaje en las carreteras y de la sangría del tío de la caseta.
Si es que aquí vivimos como Dios. Sin sobresaltos, ni repelús. A ver amigo lector cuándo fue la última vez que tuvo que hacer cola para entrar al teatro a disfrutar del Rey Lear, pues nunca. Por que aquí hacemos cola para cosas importantes, como para ir al médico o para firmar la tarjeta del paro, o para coger la tapa de las cañas, porque esa es otra, dónde ponen tapas gratis con la cerveza. Si es que hay que dejarse de tantas chominás y disfrutar de lo que se tiene.
Además los españoles ya no se conforman con nada y están siempre dando por saco, no como nosotros que estamos tan contentos y tan longevos con este aceite de oliva que es un primor para el colesterol, que ni los japoneses viven mas que nosotros y por eso se suicidan como lemingos, seguro que es por que les nubla la cabeza el ir montados en el tren bala que tienen en Tokio, que eso no tiene que ser ná bueno el correr tanto ¡coño!»

No me extrañaría que con esta tropa que sigue al mando publique este texto, otra vez, dentro de nueve años. Buen puente

Comentarios

Entradas populares de este blog

PROVINCIDIO

El concepto de la España vacía engloba a lo que ocurre en esta provincia secularmente. Jaén forma partede la España eludida o evitada y basta demostrarlo enseñando los mapas que cartografían la sesgada geografía inversora de los últimos decenios. A poco que uno se asome a la barandilla que deja ver los pogüerpoints de lo modernos agrimensores se da cuenta como nos eluden las vías del tren. Que la capilaridad de los raíles riega otros territorios. Lo mismo pasa con las carreteras o los caminos que sólo pasan por aquí y de los de aquí. Somos como la clavícula para la aorta: un pequeño inconveniente para conectar las partes que les importan. Cómo muestra ese botón absurdo en la chaqueta de los responsables que tomaron la decisión de que un tren parara en Linares-Baeza y en la que no podrían bajar ni subir pasajeros, sólo se permitiría el cambio de conductor del convoy que unirá Madrid con Granada. Para mear y no echar gota. Otras de esas bofetadas que tan a menudo nos cruzan la cara y qu…

ME NIEGO

Me niego a aceptar esa imagen de país rancio y apolillado que algunos dibujan para perfilar su paisaje político. Me niego a seguir aguantando que me tachen de subsidiado y duermesiestas para mecer el sueño delirante de unas élites. Me niego a que se siga pensando que me levanto temprano cada mañana para robarle el sustento a otros paisanos. Me niego a creer que todos los que enarbolan la bandera de su país sean unos fascistas y unos enemigos de la democracia. Me niego a ir detrás de unos tipos que se encaminan al precipicio provistos de paracaídas personal. Me niego a comprar la mercancía averiada que venden en puestos y esquinas sobre unas regiones pazguatas y atrasadas que no existen si no para robarles el brillo y el desarrollo a otros territorios. Me niego a tragar con eso de que por nacer más o menos arriba de un mapa eres mejor o peor persona. Me niego a cruzar ríos para que se agiganten las orillas y en lugar de ser aguas que unan aíslen. Me niego a seguir soportando las mentir…

JAÉN LA DE LOS PLANES

Todo comienza con un concejal reclamando al alcalde y éste reclamando a su diputado provincial que se pondrá muy estupendo en su comarca para llevar la queja al primer pleno posible. Antes la reclamación será estudiada por su grupo y el resto de grupos de la corproación que analizaran la reclamación con pelos y con señales. Ninguna reclamación debe quedar baldía ni olvidada en el páramo de las quejas. Los altos representantes harán radiografías y pormenorizados análisis de la queja. La reclamación debe ser mensurada, mesurada, pormenorizada, sectorializada, valorizada, registrada y decantada. Pasados estos pasos será elevada a la sesión plenaria en la que el presidente trasladará tan fundamentada queja en documento oficial; con sus membretes, escudos y campos de gules, marca de agua y pies de página en folio de papel barba; al departamento de envíos que señalará, matasellará y aherrojará con cédulas y pólizas tan principal documento rumbo a más altas instancias Así que la queja munícip…